miércoles, 29 de julio de 2015

5 consejos de entrenamiento para embarazadas

Ser mamá primeriza es todo un desafío. Pero ser mamá primeriza y recién llegada a país nuevo, casa nueva, todo nuevo...es demasiado.

Llegué en marzo y al mes ya me había embarazado. No lo supe hasta los 2 meses, claro.

Es decir, estaba armando una casa, cuando de pronto, la salita que iba a ser mi oficina de estudio y trabajo, pasó a ser la salita del bebé, con sus bártulos, sus cajas de ropa por meses y sus bolsas de pañales.

Yo que venía de un proceso de gym y entrenamiento, que había recomenzado la rutina de salir a correr, y había adelgazado 5 kilos, de pronto me estaba poniendo gruesa otra vez y tuve que parar un poco.

Un poco. Porque me apunté a un gym y le dije a mi entrenador que me haga un plan personalizado para embarazadas. Y tuve tanta suerte, que mi entrenador había sido recientemente tío y él mismo había preparado a su hermana para el parto.

Y me dio algunos tips muy buenos que ahora quiero compartir en este blog, para que nunca pierdas la energía, la fuerza y la tonicidad de tu cuerpo.

1. Brazos. Trabaja la fuerza de tus brazos, haciendo pequeñas pesas. Necesitarás tener los brazos fuertes para sostener 3 kilos por mucho tiempo y más fuerza aún cuando estos 3 kilos se conviertan en 6, 9, 12...(siempre piden upa, por más grandecitos que parezcan)

2. Piernas. En el parto te servirán para pujar, y aunque tengas cesárea como fue mi caso, te servirán para cargar la cantidad de bártulos que tendrás que considerar cuando te vas de paseo, al médico o a la casa de tu suegra, por poner un ejemplo.

3. Abdomen. Parece que no, pero sí. Mi entrenador me hizo un plan con abdominales de todo tipo, durante los primeros meses. Y luego fue cambiando. La verdad es que gracias a mis abdominales he podido dar de mamar en posiciones de lo más chistosas.

4.Glúteos. Las típicas poses de perrito y pie levantado como haciendo su pis.Uno y dos, uno y dos. Y otras combinaciones con objetos resultan muy beneficiosas si no quieres perder lo tuyo. Luego te esperarán muchos meses de estar sentada con una panzota que no te deja mover demasido y luego dando de mamar horas y horas

5. Cerebro. Esto no es parte de mi plan de entrenamiento de gym, pero sí fue parte de mi plan de entrenamiento total. Una mente positiva, leer, experimentar cosas buenas, probar nuevas recetas, escribir, y crear nuevos emprendimientos, te ayudarán a repensar tu vida, y animarte a vivir nuevos desafíos, para que cuando te toque el RETO MAYOR, estés bien preparada y sobretodo, motivada.

Yo misma lancé mi propia empresa de venta de vestidos y bicicletas durante mi embarazo, a la que llamé Mi Vida es Bella, y desde entonces no he dejado de emprender y crear nuevos proyectos. Este blog es uno de ellos.

Que no te digan lo contrario, el embarazo no está reñido con una vida activa, con emprender y con hacer cosas divertidas todos los días. Y por sobre todo, llevar una vida sana y feliz, no sólo por el que viene como todo el mundo dice, sino principalmente por tí.